ARTICULOS

3Miedo al que dirán…

Posted on Actualizado enn

imagesrtppoa4cEstrenado un nuevo año, es el momento en que la gran mayoría nos hemos propuesto hacer lo que en realidad deseamos, o quizás este año si, nos proponemos empezar a ser nosotros mismos, pero hay un miedo que limita la capacidad de decisión de muchas personas, y que por ese miedo quedan bloqueadas, este miedo es: el miedo a que dirán. Detrás de este miedo, se esconde un segundo temor: el miedo a sentir el vacío social o no contar con la aceptación de los demás.

Alguien te envía un Watssapp y no puedes contestar al momento, y en poco rato, tu voz interior comienza a funcionar. “¿Pensará que paso de él?” “¿Que no quiero saber nada?” “¿Que no creo que es lo suficientemente importante para contestarle?” …y así infinidad.

Lo mejor para nuestra paz mental es que la gente piense lo que quiera. No tienes que justificarte ante los demás. Cada uno está aquí para vivir su vida, no para satisfacer las expectativas de los demás. Y es que pensar en que dirán es lo contrario a tener libertad y sentirse libre.

A menudo, oímos decir a las personas de nuestro alrededor que no les importa lo que piensen los demás. Y muchos de nosotros también lo diremos. Pero seguro que estaremos pendiente del Facebook a ver si alguien pone un “Me gusta” en la última foto / comentario que hemos puesto. Si hay muchos, te sentirás bien. Si hay pocos, te sentirás mal, solo … En realidad estás igual de solo o igual de acompañado. Los “Me gustas” sólo tienen la importancia que tú le des. Como casi todo.

El estar pendiente de lo que dirán es como si fuera una ley no escrita hace mucho tiempo a la que todo el mundo cree: “No te vistas así..No salgas sin peinar. No llames la atención. No hagas el tonto. No te muestres del todo…. ¿Qué dirán !?” La única verdad es que no necesitas la aprobación de todos!  Una premisa básica es recordar que es imposible agradar a todos, incluso, aunque tengas la mejor de tus intenciones. Ni siquiera gusta a todos un gran científico o un gran artista. En el mundo hay muchas barreras contra esto, el sistema, los estereotipos, los prejuicios, las apariencias, la publicidad, una educación estricta, etc. Muchas de estas premisas nos lleva a ser y comportarnos de una determinada manera. Pero tú eres el que tiene que convivir contigo todo el tiempo y el resto de tu vida, por tanto, lo importante es que tú te sientas bien con la decisión que has tomado y estés contento con la elección. Aunque siempre es cierto que la opinión que más pesa , siempre, es la del entorno más cercano. Como tal tu también cuídala cuando te dirijas a alguien de tu entorno más próximo.

Una manera de superar el miedo al qué dirán y ganar autonomía personal es preguntarnos: ¿Qué es lo peor que puede pasar? A veces, cuando la mente se deja llevar por el miedo, puede caer en el dramatismo de ponerse en lo peor. Por lo tanto muy importante que hagas el ejercicio de imaginar qué puede ser lo peor que pasaría en caso de que alguien no esté de acuerdoi con tu decisión. Te darás cuenta que las consecuencias, a menudo, son muy relativas.  La mayoría de personas admiran el que alguien sea tan valiente que no le importe el que dirán.

Para acabar, hay que saber que cuando nos importa mucho el qué dirán, es quizás  porque nos fijamos nosotros mucho en la vida de los demás, o nos damos demasiada importancia a nosotros mismos, tal vez esto te da seguridad pero es una falsa seguridad. Seguro que eres muy importante para mucha gente y tu imagen también pero, por otra mucha gente no eres importante.

A menudo cuando las personas criticamos o damos opiniones proyectan nuestros miedos y inseguridades. Eso a ojos de un buen entendedor de las personas, sabe que lo que se dice de otros dice más de uno mismo que de aquel al  que se critica. No hace falta ser críticos con los demás todos tomamos caminos diferentes en base a multitud de circunstancias. Deja que cada uno viva su vida, tome sus propias decisiones y viva sus propios errores.

Este año atrévete! Vive tu vida. Y regálate ser quien quieras ser, sin miedo al “qué dirán”.

Pere Bosch-Coach de Vida

Anuncios

Un nuevo año, y tres objetivos.

Posted on Actualizado enn

Sunset chaser.jpgEn pocos días dejaremos atrás el presente año, y al finalizar el año todos solemos hacer balance de lo bueno y lo malo que nos ha sucedido. Y al comenzar uno nuevo, hacemos planes de cómo afrontarlo, nos planteamos nuevos propósitos y retos, que difícilmente solemos cumplir.

Tenemos grandes deseos para conseguir y siempre estamos luchando por tener y ser mejores y muchas veces en el camino, vamos dejando fuera aquellos pequeños detalles que, igualmente, nos hacen felices pero que no solemos darles importancia, hay que resaltarlos y agradecerlos, y desear que el año que viene seamos más conscientes.

Para todo el mundo, seguro que ha sido un año lleno de experiencias vividas, un año con nuevos conocimientos, un año lleno de nuevos y viejos amigos, de perdidas algunas más dolorosas que otras y que iremos asumiendo cada uno a su ritmo, pero también habrá sido un año de reencuentros y nuevos descubrimientos. Y es que nada se detiene, termina un año, y comienza uno nuevo. La vida es un ciclo sin fin que no nos da tregua, y vamos pasando del viejo al nuevo, del pasado al futuro casi sin darnos cuenta. Lo importante es percibir que tenemos la capacidad de interpretar la realidad de la manera que mejor nos parezca, no hay hechos buenos ni malos, cada persona le da esa calidad, todo tiene luz y sombras, nada de los que nos pasa es bueno o malo en sí mismo, abrir paso a la flexibilidad es uno de los componentes de la felicidad.

Os propongo un ejercicio para despedir el año y afrontar el nuevo.

La llamaremos: los tres objetivos estrellas.

• Elige tres objetivos, no sueños o deseos. La diferencia fundamental es que un objetivo depende de lo que hagas para conseguirlo, mientras que un deseo o sueño es una expresión simplemente de algo que te gustaría que te pasara en lo que no tienes que hacer nada necesariamente.

• Así pues, piensa en 3 objetivos que te gustaría alcanzar en este nuevo año que entra, a partir de tu esfuerzo y tu dedicación. Pueden pertenecer a diferentes áreas de tu vida. (Laboral, de pareja, de salud …)

• Ahora escribe en un papel, pero en tiempo presente, como si ya los hubieras conseguido. Por ejemplo: “he dejado de fumar. Me siento más libre”.

• Una vez entrado el año nuevo, intenta buscar unos minutos, (puede ser poco después o al día siguiente) tómate esos minutos para visualizar, imagínate consiguiéndolo y cómo te sientes, qué visión tienes de ti mismo, que te dicen los demás de tu éxito, que te dices a ti mismo, que sensación tienes de bienestar … Este ejercicio de visualización puede acompañarte y ayudarte a lo largo del año para conseguir tus objetivos.

Pues bien, como he dicho, en unos días atravesaremos una nueva frontera, la de un nuevo año, momento de enunciar nuevos compromisos, nuevas metas, tal vez de recuperar planes que no hemos sido capaces de cumplir en el año que ahora termina. Pero también tenemos que cerrar la puerta a este año que se va, hay que agradecerle los aprendizajes que nos ha dado, y dejar atrás todo lo negativo que nos ha traído, perdonar los dolores que nos causaron y los que también hemos causado.

Y aunque los hechos negativos sean los que predomine en nuestra mente, seguro que también podemos despedir el año con una sonrisa, porque siempre hay algo por lo que sonreír. Seguro que eres capaz de encontrarlo!

Feliz 2017!

Pere Bosch -Psicocoach.

Alejandro Magno y el mejor regalo

Posted on Actualizado enn

Es posible evaluar la importancia que le asignamos a algo , si consideraos el tiempo que estamos dispuestos a dedicarle. Cuanto más tiempo le dedicamos a algo, resulta evidente la relevancia y el valor que tiene para nosotros. Se dice que si quieres conocer las prioridades de una persona, fíjate en como usa el tiempo.

Encontrándose al borde de la muerte, Alejandro convocó a sus generales y les comunicó sus tres últimos deseos:

1.- Que su ataúd fuese llevado en hombros y transportado por los propios médicos de la época.

2.- Que los tesoros que había conquistado (plata, oro y piedras preciosas), fueran esparcidos por el camino hasta su tumba.

3.- Que sus manos quedaran balanceándose en el aire, fuera del ataúd, y a la vista de todos.

Uno de sus generales, asombrado por tan insólitos deseos, le preguntó a Alejandro:
¿Cuáles eran sus razones?

Alejandro le explicó:
1.- Quiero que los más eminentes médicos carguen mi ataúd para así mostrar que ellos no tienen ante la muerte el poder de curar.

2.- Quiero que el suelo sea cubierto por mis tesoros para que todos los bienes materiales aquí conquistados, aquí permanecen.

3.- Quiero que mis manos se balanceen al viento, para que las personas puedan ver que vinimos con las manos vacías, y con las manos vacías partimos.

EL TIEMPO es el regalo más preciado que tenemos porque es LIMITADO.
Podemos producir más dinero, pero NO más tiempo.

tiempoentusmanos-300x191

Si alguien te regala y comparte contigo su tiempo, agradécelo y siéntete afortunado. Y es que las relaciones no son tan solo una parte de nuestra vida, quizás sea de las cosas que más importa en nuestra existencia, por que son las relaciones y no los logros o las adquisiciónes de bienes los que pueden otorgar significado a lo que teneos y somos, cuando somos capaces de compartir, quizás sea donde en muchas ocasiones encontremos los mejores momentos. Entonces, si le prestamos  poca atención y tiempo  a las relaciones, por que  estamos muy ocupados, les estaremos quitando la energía y atención necesarias.

Cuando le dedicamos tiempo a una persona, le estamos entregando una porción de nuestra vida que NUNCA podremos recuperar. Nuestro tiempo es nuestra vida. Piensa también como y con quien lo empleas.

 

 

Pere Bosch-Coach de Vida

 

 

Los niños son un espejo de sus padres.

Posted on Actualizado enn

Dar ejemplo no es la principal forma de influir a los demás, es la única manera”. (Albert Einstein).

  Los padres educamos como somos.

Queramos o no, seamos conscientes o no… tenemos un impacto indudable en nuestros hijos, es imposible no tenerlo, los padres somos el espejo en el que se miran nuestros hijos y ellos nos devuelven nuestro reflejo, así que cabria preguntarnos  ¿si nos gusta o avergüenza lo que vemos? Si nos avergüenza entonces creo que valdrá la pena tomar consciencia y decidir responsablemente qué impacto quiero tener con mis hijos. Nuestros hijos se merecen que nos preparemos para dar lo mejor de nosotros mismos como padres. Y los padres  aprovechar la oportunidad de ser padre o madre para crecer como personas.20160731_234921.jpg

El criar  un(a) niño(a) no és traer al mundo un ser al que moldearemos a nuestra imagen i deseos, y si lo queremos hacer caeremos en un grave error, que pagaremos antes o después y lo que es peor, que nuestro hijo también. Un hijo no tiene que ser un ser al que limitaremos para hacer más fácil nuestra convivencia, no es una persona a la que cargaremos nuestros deseos frustrados, es otra cosa…

Tus hijos siguen tus pasos, conviértete en su mejor guía.

Se tiende a caer en querer tener control sobre nuestros hijos, muchas veces proyectamos en nuestros hijos los deseos no cumplidos, o queremos que ellos cambien aspectos de nosotros mismos que no nos gustan y que no hemos podido cambiar. Y así, deseamos que ellos hagan lo que queremos, que no hagan lo que no nos gusta, que digan lo que es apropiado, que sean responsables, que no se peleen, que se expresen de la manera como nos gusta, que no se expresen de la manera que no nos gusta, que no sientan celos, que sean generosos, que nunca se enojen, que sean “buenos”, que siempre tengan ganas de ir a donde queremos que vayan, que no se quejen, que se pongan a ropa que nos gusta a nosotros (no a ellos), que se peinen, que no se ensucien, que se laven los dientes, que aprendan lo más rápido posible todo lo que hay para aprender en el mundo, que se conviertan en repetidores de conceptos para que nos sintamos orgullosos de tener hijos inteligentes, que sean los mejores de su clase, que sean escogidos como capitanes de los equipos, que metan muchos goles, que ganen medallas, que no les duela la horquilla o la coleta que deseamos ver sobre el pelo, que no griten cuando les queremos desenredar perfectamente su pelo para que la abuelita diga “¡qué guapo/a!”, que duerma largas horas para que podamos descansar, que no moleste, que no llore, ¡qué no llore!!!… ¿Todo esto para qué? Para que nosotros NO nos movamos por dentro, para que podamos seguir “anestesiados”. Por que despertar y ver  la propia frustración nos lleva a la duda y la duda a preguntas sobre nuestras habilidades y valor. Y eso, nos aterroriza.

Las personas tenemos una manera de actuar, de pensar, de hacer, y de no hacer, somos un modelo y un modelo del que los hijos no pueden escapar. Nuestros hijos seguirán el modelo. La investigación nos dice que nuestros hijos aprenden 90% de lo que observan y tan sólo 10% de lo que escuchan. Esto lo podemos entender de varias maneras. Una de ellas, la más evidente, es que los niños nos imitan. Inconscientemente, imitan nuestros gestos, nuestras acciones, nuestra forma de comunicarnos, nuestra forma de cuidarnos…Pero lo cierto es que no es sólo una cuestión conductual, hay algo más. Algo más profundo, conectado con nuestro mundo interno, que nuestros hijos, tan fusionados emocionalmente a nosotros, nos muestran cada día, lo queramos ver o no, lo queramos aceptar o no, como somos.

Cuando no nos gusta lo que vemos en nuestros hijos, es bastante probable que estén reflejando algún aspecto nuestro que debemos resolver para estar en sintonía con nosotros mismos, es decir con quien verdaderamente somos. Por eso se dice que nuestros hijos son maestros del autoconocimiento.img_20160708_004407.jpg

¿Pero que sucede muy a menudo? Que les exigimos que no griten, que sean ordenados, que no digan mentiras, que saquen buenas notas, que no se pongan nerviosos, que no critiquen, que no falten , que no fumen…Cuando en realidad nosotros gritamos, somos desordenados, fuimos pésimos estudiantes, criticamos, nos ponemos nerviosos, insultamos, fumamos …

Por tanto el ambiente familiar donde el niño tiene modelos,  padres i familia próxima(abuelos, tíos…),  en que se basa el dia a dia de nuestro entorno, influirá decisivamente en el niño. Veamos:

-En un ambiente familiar donde existe el reproche continuo, aprenderán sin saberlo a condenarlo todo. Si de niños, día tras día, se les hace continua represión por los fallos que necesariamente cometen aparecen heridas permanentes, que cuando el niño crezca hará que cualquier roce les duela y dificulte discernir entre lo bueno y lo malo, lo grande y lo pequeño llevándonos a la generalización de condenarlo todo.

-En un ambiente familiar de continua hostilidad, gritos y amenazas, aprenderán sin saberlo a hostigar todo y a todos. La agresión psicológica constante es tierra de cultivo para el resentimiento.

-En un ambiente familiar que ridiculiza continuamente, aprenderán a temerlo todo. Dejar a un niño en ridículo una y otra vez es una forma sutil de hostigamiento.El ridículo puede ser sano cuando es “nuestro yo” quien lo descubre. Cuando el niño crece temer hacer el ridículo es un freno para su expansión, ya que el ridículo nos hace pequeños. Nos impide crecer. De adultos, el temor a hacer el ridículo anulará la capacidad de decisión y actuación. Se perderán posibilidades y desperdiciarán oportunidades, por temor.

-En un ambiente familiar de constante y abusiva competencia, aprendemos a querer vencer de adultos a cualquier precio. El continuo enfrentamiento y la felicitación por el éxito sin más análisis, nos convierte en animales de competición sin ninguna tolerancia a la frustración.

-Y este a mi entender es el peor, un ambiente familiar en el que reinan los celos y las envidias, aprendemos sin saberlo a vivir desde el resentimiento hacia los demás. Un espacio familiar en el que con mucha frecuencia se compara inadecuadamente e injustamente, provoca sufrimiento y mucho resentimiento. Refregar “modelos” cercanos es una falta de respeto a la identidad de cada uno. Cada niño tiene una esencia única, una edad, unas cualidades y unas capacidades específicas. Los celos y las envidias promovidas en el hogar por constantes comparaciones públicas en una edad temprana son nido de envidias y resentimiento hacia los demás, una continua obsesión por la comparación que generará una profunda insatisfacción por lo que se es y por lo que se tiene.

Todos estas pautas de comportamiento se  mete en el subcosciente  del niño en una temprana edad en la que todavía no tine la capacidad racional para calibrar los juicios oportunos, desproporcionados e infundados de los padres o familia próxima. Al crecer y hacernos adultos, el inconsciente “nos puede” y “devolvemos” lo recibido en forma de crítica improductiva y destructiva. Esto  condena la felicidad, cierra el diálogo e impide que aprendamos de los errores necesarios para llegar a conocer y dominar las cosas.

En un ambiente familiar en el que hemos vivido el elogio merecido, aprendemos sin saberlo a valorar las cosas conseguidas con el esfuerzo. Si recibimos de nuestros padres aliento, felicitación y reconocimiento atesoraremos una semilla de grandeza.img_20160708_092953.jpg

Por tanto el rol de los padres debe ser de guía, de acompañamiento y lo más importante, de recordatorio. Cuando ellos se encuentren ante sus propios retos, sus caídas y sus luchas, van a tener muchas dudas sobre su valor propio.  Nuestra labor es recordarles que son maravillosos. Que no están solos y sobre todo que no se metan en mundos de terror y dudas. Que siempre recuerden que lo que son, seres únicos. Que nos sentiremos orgullosos de ellos a pesar de las veces que se caigan. Debemos recordarles que la vida es la más grande de las universidades, que lo que vivan en sus tropiezos son las lecciones más importantes y que no deben temer. Mientras estemos a su lado deben saber que tienen nuestro apoyo y amor incondicional.

El criar un ser humano es una celebración. Es ver cómo se desenvuelve ese nuevo ser, como se crea esa persona única e irrepetible. Es maravillarse con sus expresiones y con sus formas diferentes de ser. Y por último, tenemos que respetar sus tempos de asimilación de todas aquellas habilidades que los humanos desarrollamos.

 Pere Bosch – PsicoCoach

 

 

DESARROLLO COGNITIVO EN LOS NIÑOS

Posted on Actualizado enn

DESARROLLO COGNITIVO EN LOS NIÑOSdevPic

El desarrollo cognitivo del niño tiene que ver con las diferentes etapas, en el transcurso de las cuales, se desarrolla su inteligencia. El desarrollo cognitivo infantil tiene relaciones íntimas con el desarrollo emocional o afectivo, así como con el desarrollo social y el biológico. Todos estos aspectos se encuentran implicados en el desarrollo de la inteligencia en los niños.
Tiene que existir una base biológica sana para que las potencialidades se desplieguen así como un ambiente favorecedor y estimulante. Además el desarrollo cognitivo está sujeto a las eventualidades que puedan suceder a lo largo del crecimiento.

Una de las teorías que explican mejor las etapas del desarrollo de la inteligencia en el niño es la de Jean Piaget. Jean Piaget (1896 – 1980) fue un Psicologo, biologo y epistemólogo suizo. Desarrolló sus tesis en torno al estudio del desarrollo psicológico en la infancia y la teoría constructivista del desarrollo de la inteligencia. De ahí surgió lo que conocemos como la Teoría del Aprendizaje de Piaget que dedicó gran parte de su vida a investigar el modo en el que evolucionan tanto nuestro conocimiento acerca del entorno como nuestros patrones de pensamiento dependiendo de la etapa de crecimiento en la que nos encontramos, y es especialmente conocido por haber propuesto varias etapas de desarrollo cognitivo por los que pasamos todos los seres humanos a medida que crecemos.

Jean-Piaget-1

Básicamente, esta teoría explica que la inteligencia se va desarrollando primero, desde los reflejos y las percepciones. Es decir, desde lo que es la etapa sensorio motriz, donde el niño va experimentando acciones y desarrollando conductas, en base a la experiencia de los sentidos y su destreza motriz.
Luego comienza a desarrollarse un nivel más abstracto de pensamiento, donde se va complejizando la inteligencia. Los mecanismos de la asimilación y la acomodación van logrando que el niño incorpore la experiencia y la conceptualice o interiorice.

La Teoría de PIAGET descubre los estadios de desarrollo cognitivo desde la  a la infancia adolescencia: cómo las estructuras psicológicas se desarrollan a partir de los reflejos innatos, se organizan durante la infancia en esquemas de conducta, se internalizan durante el segundo año de vida como modelos de pensamiento, y se desarrollan durante la infancia y la adolescencia en complejas estructuras intelectuales que caracterizan la vida adulta. PIAGET divide el desarrollo cognitivo en cuatro periodos importantes

Período

Estadio

Edad

Etapa
sensoriomotora

a) Estadio de los mecanismos reflejos congénitos

0-1 mes

b) Estadio de la reacciones circulares primarias

1-4
meses

c) Estadio de las reacciones circulares secundarias

4-8
meses

d) Estadio de la cordinación de los esquemas de conducta previos

8-12
meses

e) Estadiode los nuevos descubrimientos por experimentación

12-18 meses

f) Estadio de las nuevas representaciones mentales

12-24 meses

Etapa preoperacional

a) Estadio preconceptual

2-4 años

b) Estadio intuitivo

4-7 años

Etapa de la operaciones concretas

7-11 años

Etapa de las operaciones formales

11 años adelante

Resumen de las etapas del desarrollo cognitivo del niño detalladas por Piaget:

Etapa sensorio motora
Etapa pre operatoria
Etapa operatoria
Etapa de las operaciones formales

Las cuatro etapas del desarrollo cognitivo

Las fases de desarrollo expuestas por Piaget forman una secuencia de cuatro períodos que a su vez se dividen en otras etapas. Estas cuatro fases principales quedan enumeradas y explicadas brevemente a continuación.

1.Etapa sensorio – motora o sensiomotriz

Se trata de la primera fase en el desarrollo cognitivo, y para Piaget tiene lugar entre el momento del nacimiento y la aparición del lenguaje articulado en oraciones simples (hacia los dos años de edad). Lo que define esta etapa es la obtención de conocimiento a partir de la interacción física con el entorno inmediato. Así pues, el desarrollo cognitivo se articula mediante juegos de experimentación, muchas veces involuntarios en un inicio, en los que se asocian ciertas experiencias con interacciones con objetos, personas y animales cercanos.

Los niños y niñas que se encuentran en esta etapa de desarrollo cognitivo muestran un comportamiento egocéntrico en el que la principal división conceptual que existe es la que separa las ideas de “yo” y de “entorno”. Los bebés que están en la etapa sensorio-motora juegan para satisfacer sus necesidades mediante transacciones entre ellos mismos y el entorno.

A pesar de que en la fase sensoriomotriz no se sabe distinguir demasido entre los matices y sutilezas que presenta la categoría de “entorno”, sí que se conquista la comprensión de la permanencia del objeto, es decir, la capacidad para entender que las cosas que no percibimos en un momento determinado pueden seguir existiendo a pesar de ello.

2. Etapa preoperacional

La segunda etapa del desarrollo cognitivo según Piaget aparece más o menos entre los dos y los siete años.

Las personas que se encuentran en la fase preoperacional empiezan a ganar la capacidad de ponerse en el lugar de los demás, actuar y jugar siguiendo roles ficticios y utilizar objetos de carácter simbólico. Sin embargo, el egocentrismo sigue estando muy presente en esta fase, lo cual se traduce en serias dificultades para acceder a pensamientos y reflexiones de tipo relativamente abstracto.

Además, en esta etapa aún no se ha ganado la capacidad para manipular información siguiendo las normas de la lógica para extraer conclusiones formalmente válidas, y tampoco se pueden realizar correctamente operaciones mentales complejas típicas de la vida adulta (de ahí el nombre de este período de desarrollo cognitivo). Por eso, el pensamiento mágico basado en asociaciones simples y arbitrarias está muy presente en la manera de interiorizar la información acerca de cómo funciona el mundo.

3. Etapa de las operaciones concretas

Aproximadamente entre los siete y los doce años de edad se accede al estadio de las operaciones concretas, una etapa de desarrollo cognitivo en el que empieza a usarse la lógica para llegar a conclusiones válidas, siempre y cuando las premisas desde las que se parte tengan que ver con situaciones concretas y no abstractas. Además, los sistemas de categorías para clasificar aspectos de la realidad se vuelven notablemente más complejos en esta etapa, y el estilo de pensamiento deja de ser tan marcadamente egocentrico.

Uno de los síntomas típicos de que un niño o niña ha accedido a la etapa de las operaciones concretas es que sea capaz de inferir que la cantidad de líquido contenido en un recipiente no depende de la forma que adquiere este líquido, ya que conserva su volumen.

4. Etapa de las operaciones formales

La fase de las operaciones formales es la última de las etapas de desarrollo cognitivo propuestas por Piaget, y aparece desde los doce años de edad en adelante, incluyendo la vida adulta.

Es en este período en el que se gana la capacidad para utilizar la lógica para llegar a conclusiones abstractas que no están ligadas a casos concretos que se han experimentado de primera mano. Por tanto, a partir de este momento es posible “pensar sobre pensar”, hasta sus últimas consecuencias, y analizar y manipular deliberadamente esquemas de pensamiento, y también puede utilizarse el razonamiento hipotético deductivo.

mapa-nadia

 

Otras teorías como el psicoanálisis hacen hincapié en el desarrollo emocional o afectivo y tienen puntos en común con la teoría cognitiva como por ejemplo, en cuanto al desarrollo de la inteligencia y el aprendizaje que van a tener en común en el niño, la búsqueda de la repetición de experiencias de satisfacción. Es decir, va a buscar formas de llevar adelante acciones que le permitan obtener satisfacción o placer y esto es algo estructural para la vida.

Pere Bosch-PsicoCoach.

 

preview

¿Como es tu lenguaje interno?

Posted on Actualizado enn

_sFILE_ImagenUna buena comunicación con nosotros mismos es muy probable que sea la base del equilibrio emocional de las personas. Cuidando la comunicación que tenemos con nosotros mismos podemos mejorar desde nuestra propia autoestima hasta las relaciones con los demás, haciéndolas más sanas y gratificantes. Un diálogo interno sano y no acusador, repercutirá de forma directa en nuestro entorno y en la manera de desenvolvernos en él.

A veces podemos ser realmente duros con nosotros mismos, sobre todo a nivel de lenguaje interno, por no conseguir ser aquello que es nuestro ideal. Ese lenguaje negativo con nosotros mismos  puede perjudicar y aumentar  aún más nuestro déficit de autoestima (“ Mirame ,si no soy capaz de…, soy un fracasado…”).

Nuestro lenguaje interno, sobre todo si es negativo, tiene un efecto y muy potente, sobre nuestra autoestima, así que si somos comedidos y respetuosos con según qué cosas les decimos a los otros, procuremos cuidar también cómo nos hablamos a nosotros mismos, nuestra autoestima lo agradecerá.

“Toda conducta es comunicación
y no puede no haber comunicación” Watzlawick

Pere Bosch – PsicoCoach de Vida

Publicado por Pere Bosch desde WordPress

5 Pasos que te ayudarán a cambiar.

Posted on Actualizado enn

image

Estoy casi seguro que en alguna momento o situación has querido cambiar algun aspecto de tu vida, en otras ocasiones mejorar algún aspecto cotidiano o emocional. Y seguro que no te ha resultado facil.
Intentare acercarte algunas pautas que te ayuden a sentirte mejor. Pero antes una consideración: de nada te serviran si solo te quedas en leer este post y sin hacer nada más. La lectura por si sola es dificil que genere cambios, és necesario poner en practica acciones.
Por lo tanto para que cambie lo que nos rodea o eso que nos molesta, incomoda o nos impide ser feliz, debemos cambiar nosotros primero!  Y eso ya te aseguro que no es ni fácil, ni  sencillo…pero si se puede y es posible. Verdadera Voluntatd y Compromiso son la clave.

Primer paso: Todo cambio requiere de un proceso que comienza cuando tú comienzas a plantearte lo que quieres cambiar. Hazte tres preguntas:
1- ¿Qué quieres cambiar? (Formular en positivo)
2- ¿Estas dispuesto a cambiar algo de ti?
3- ¿Estas convencido que eso te ayudará?
Cuando tengas las respuestas  (mejor si estan plasmadas en papel) y si estas convencido. Adelante con los siguientes pasos.

Como ya he dicho más arriba, un proceso de cambio requiere de un tiempo y de un esfuerzo.  Segundo paso: Prepara un plan en donde te preguntes: ¿Como es la situación donde me encuentro? ¿Que quiero consegir? ¿Que necesito para lograrlo?
Anota que tareas o acciónes te ayudarán a lograr el cambio. Piensa en que necesitas a corto, medio y largo plazo. Y  que señales te indicaran que lo as consegido. Prioriza. No se trata de llegar rapido ya que tampoco los cambios se producen de hoy para mañana.

Tercer paso:
Tres aspectos fundamentales son con los que tienes que cambiar y modificar.
1. Cambiar lo que piensas.
2. Cambiar lo que haces.
3. Cambiar lo que sientes.
Lo importante al querer cambios o tener mejoras a nivel personal o emocional es centrarse en un solo aspecto ya que el cambio en un aspecto llevará a cambios en otros aspectos.
Según los expertos se necesitan   21 dias continuados de práctica del nuevo hábito para integrarlo como propio. Si piensas no es tanto. Si un día no realizas las acciones que te as propuesto no abandones, se flexible y permisivo contigo mismo.

Cuarto paso: Si te cuesta el proceso antes de  abandonar… pide ayuda. Un proceso de cambio no es algo sencillo, ni fácil, ni inmediato. Hay que saber que pedir ayuda externa cuando uno mismo no dá más de sí,no es malo y si que demuestra inteligencia y ganas de mejorar.  Puedes hacerlo con amistades, la família, los ejemplos de otras personas, o los profesionales cualificados.

Por último: Tienes ante todo que creer en ti y confiar en que todo avanzara y sera posible.
Empieza ahora, no lo dejes para mañana. Ahora es el mejor momento.

Pere Bosch – Coach de Vida 

Publicado por Pere Bosch desde WordPress

Tiempo de cambios

Posted on Actualizado enn

Ya llego Septiembre! tiempo de cambiarun mes donde a menudo nos planteamos cambios y nuevas manera de vivir. Quizás por qué sabes que necesitas cambios en tu dia a dia o por que sientes que vives una vida común y corriente.

Quieres cambiar, te gustaría que todo fuera de otra manera, te gustaria saber actuar de forma diferente, necesitas aclararte, te gustaría saber tomar nuevas decisiones, te sientes como atrapado/a en no sabes que… ¿Y que haces al respecto? Esperar a que algo cambie, esperar a ver si algo sucede… Esperar, esperando, siempre esperando… Y nunca es el momento. Hoy porque es ya tarde. Mañana porque es miércoles, pasado por que llueve con demasiada intensidad. De día porque hay muchas cosas qué hacer. A la tarde porque se hará de noche…
Y en la vida nunca te pasa nada, nada cambia y en ocasiones empeoran las cosas, las situaciones… ¿Y porqué? Por qué no haces nada para que ocurra algo. Para que te cambie tu manera de ver las cosas, para obtener nuevos recursos, necesitas hacer y pensar distinto a como lo has echo hasta ahora.

Caminas en circuito cerrado. Respiras el mismo aire.
Haces lo mismo al mismo ritmo, el mismo día de la semana y mientras vives ese momento ya conocido piensas lo mismo y llegas las mismas conclusiones. Te pasan los mismos problemas y te haces las mismas preguntas para llegar… A las mismas respuestas. Y Notas la conocida opresion en el pecho que te dice que el reloj de tu vida no se detiene y te señala la hora de cambiar, de ser,de sentir y pensar mejor, pero tú decides interpretar como “estoy cansado/a” “Ya lo hare”…
Siempre la misma escusa, detrás del mismo gesto, después de mirar las mismas caras y esperar que algo nuevo pase y te despeje el camino que te espera, que es el mismo de siempre. Te sientes fustrado/a, cansado/a, enojado/a contigo mismo…
Y fantaseas que te despertaras y todo habrá cambiado, que un golpe de suerte se cruzara en tu camino y te indicara que nuevo camino tomar, un camino distinto. Que mañana tu solo/a tendras la lucidez de encontrar nuevas soluciones. O te engañas y creesque que no eres tu y son los demas y aquellas cosas que se cruzan a tu paso… Esperas que alguien o algo lo haga lo que tú no te crees capaz de hacer… Cambiar de recorrido, de pensamientos, de respuestas, de mirar desde otra perspectiva.Inteligencia-emocional

Tienes que romper con la rutina de pensamientos y acciones que te bloquean. Y para hacerlo, necesitas ayuda, de la misma manera que para curar un brazo roto acudes a tu traumatologo. Tienes que acudir a alguien para encontrar la manera de enfocar lo que te agobia, necesitas alguien que te diga lo que nunca has escuchado y que su saber te transporte a un lugar que nunca has conocido, a encontrar nuevas formas de hacer y de sentir lo que jamás has sentido.
Y yo estoy preparado para ser esa ayuda o puede que por el espacio, el lugar o el tiempo no podamos coincidir, entonces tienes que buscar otro compañero como yo, los hay en todas partes esperando ayudar.
Pero haz algo! Y ¿Sábes que sucederá? Tu te sentiras mejor y los que te rodean también lo notarán.

Pere Bosch – Coach de VidayourLogo

Publicado por Pere Bosch desde WordPress

Ahora es un buen momento.

Posted on Actualizado enn

Queremos cambiar, pero el miedo, la inseguridad, nuestras crenecias limitantes o no sabemos muy bien el qué, nos impide ponernos en marxa… ¿Te suena?

yourLogo

En esto de hacer cambios, hay personas que se atreven con casi todo, y otros que buscan todas las excusas posibles para no hacer nada. Y estas últimas aunque se pueden encontrar con multitud de frases motivadoras, pensamientos, o consejos, que incluso añaden a su vocabulario, es posible que acaben postergando durante mucho tiempo por no decir de forma indefinida los cambios y/o mejoras que quieren alcanzar.


Y te pregunto:

¿Cuántas veces has visto claro que era lo que querías conseguir?
¿Cuántas veces as pensado “tengo que cambiar pensamientos, hábitos para sentirme mejor”?

Y lo tienes clarísimo. Hablas como si fuera fácil conseguirlo.

¿Quizás te suena a ti?

Estás en una situación personal “complicada”, “una mala racha”, un “no sé qué hacer”, “en algo debería cambiar”, y de repente se presenta ante ti “casualmente” algo que sientes que puede darte ese empujón que necesitas, hablas con alguien que sabes que te puede orientar, sabes de un seminario o un taller … Incluso pones fecha, y cuando se acerca el día … Haces un paso atrás! Te surge la duda! En forma quizás de algún miedo, tal vez el recuerdo de una  mala experiencia, tal vez la pereza, tal vez el temor de que seré después, … Y hasta lo justificas:
No tengo tiempo …
No tengo dinero para …
No creo que sea para mí.

Y sé de que hablo, por qué yo mismo lo he vivido en muchas ocasiones, he hecho contactos con posibles clientes interesados ​​en hacer coaching, en realizar cambios en sus actitudes, o que les ayude a resolver alguna situación emocional, y finalmente no sucede nada, ni siquiera llegamos la sesión inicial, días antes te hacen saber que no vendrán con multitud de escusas que respeto por encima de todo, ya que cada uno es dueño de su guión y de su proceder.

Pero si creemos que nos ira bien una guía, una mano amiga que nos acompañe… No dudemos en pedir ayuda, eso no nos hace más débiles si no que demuestra inteligencia al saber utilizar los recursos que tenemos disponibles.

  Pongamos nuestras voluntad a trabajar para nosotros. No nos debemos permitir el lujo de dejar pasar la vida sin sentirnos bien, ni dejar de hacer lo que nos pide el corazón. Atrévete a cambiar !A vivir una aventura! Y no me digas que no te gusta la aventura!. El camino y la aventura más larga y apasionante en la que te tienes que enfrentar, es tu propia vida.

cambio

Tienes que saber que una vez estamos dispuestos a hacer cambios, y nos ponemos en marcha comienza un camino de descubrimiento y transformación, donde lo que te preocupa o te impide sentirte bien: personas, hechos, pensamientos… Que antes parecían grandes monstruos y obstáculos imposibles de saltar, se harán pequeños y más fáciles de superar.
¿Y entonces?,
¿Hasta cuándo dejarás que las excusas sean más grandes que tus sueños?
Si buscas excusas que sean para iniciar cambios. ¡Eso sí que es una buena excusa! Somos creadores de nuestras realidades y las circunstancias nos suele devolver el reflejo de aquello que generamos como respuesta a nuestros comportamientos y actitudes.

Atrévete! Ponerte en marcha y si no sabes como, ni que camino coger te acompaño. Estaré encantando de compartir este trozo de tu camino.

¿Nos ponemos en marcha?

Pere Bosch-Coach de Vida.

Posted on Actualizado enn

Los Beneficios de la Meditación (Infografía)
Infografía por Emma Seppala, Ph.D. Aprenda más acerca de la los beneficios de la meditación en su post original.

Publicado por Pere Bosch desde WordPress